Albores

Imagen: Pixabay

Qué difícil
es ser luna entre claros.
Entre distas y campos con lumbre;
entre desamor y recelos
de aquel que canturrea males.

Qué difícil
resulta ese café pendiente…

… porque sé que estarás.
Porque temo a tus ojos, a lo Iglesias: y lo sabes.
Porque mi poesía, que fue la tuya,
se ha vuelto ilusa e irreverente.

Porque es difícil y sé que no aceptarás,
que esta luna,  a la que ya olvidaste,
descosa versos en todos sus albores.

@XaviviGarcía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.